Aplicar tres vacunas por minuto: el siguiente reto del COVID-19

aplicación vacuna covid19
15 Diciembre 2020 Gabriela Rivera

El Ejército y la Secretaría de Salud realizarán un simulacro el próximo 18 de diciembre para cumplir con la inmunización en el tiempo récord que se ha establecido

La logística para aplicar la vacuna contra COVID-19 de Pfizer es más que retadora para el sistema de salud mexicano: el personal deberá recibir capacitación para aplicar tres dosis por minuto en el personal médico para evitar que la vacuna se degrade a agua y proteínas.

Por ello, este viernes, la Secretaría de Salud y el Ejército realizarán un simulacro de aplicación de las vacunas a los médicos, enfermeras y personal de salud que se vacunará a partir del 26 de diciembre, cuando llegue el cargamento con 150 mil dosis al país.

El lunes y martes de esta semana, las dependencias realizarán mesas de trabajo para definir las acciones y afinar los detalles de la actividad que tendrán al final de la semana.

“Una vez afinados estos detalles, se detonará un simulacro que está planeado para el próximo 18 de diciembre, en el que se hará toda la armonización del proceso (…) Una vez con el simulacro se detona la solicitud de envío y en ocho días naturales, cinco días hábiles, Pfizer preparará todo el paquete y lo enviará a los lugares donde será recibido”, explicó el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell, este martes en la conferencia matutina.

La logística de la aplicación de la vacuna de Pfizer es compleja por el nivel de ultracongelación que se requiere (-70°C) y la charola contiene mil dosis que se descongelarán al mismo tiempo, por lo que el personal deberá aplicar tres dosis por minuto para concluir cada charola en seis horas.

De acuerdo con el documento de la Política Rectora de Vacunación contra COVID-19, en esta primera etapa se aplicarán las 250 mil dosis en un lapso de 45 días, para poder aprender, capacitar y adaptar la estrategia de vacunación con este reactivo.

La logística prevé comenzar operaciones en el módulo de vacunación a las 7 de la mañana mientras las vacunas se descongelan para mantenerlas a una temperatura entre 2ºC y 8ºC y que no pierdan su efectividad. A las 8 comenzará la vacunación, misma que deberá terminar a las dos de la tarde, para cumplir con la ventana de seis horas que tiene el fármaco.

A esa misma hora comenzará un segundo turno que deberá seguir el mismo procedimiento de registro de personas y descongelamiento de la charola, para comenzar la inmunización a las 3 de la tarde y terminar a las 9 de la noche.

La logística de operación establece que las carpas estarán instaladas dentro de las instalaciones de las zonas militares de la Ciudad de México y Coahuila en los que habrá tres tiempos de operación:

  1. Registro
  2. Aplicación
  3. Observación

Esta logística no se había implementado antes en las campañas nacionales de vacunación, en las que el personal atiende a la población en centros de salud o en sus domicilios, aplicando las dosis a una temperatura menor y sin un límite de tiempo.

Por ello, resulta de vital importancia hacer un simulacro en el que se prepare al personal del Ejército para aplicar la inmunización

proceso vacunación

Compartir

Notas relacionadas

Claves para la Innovación Digital en Salud
ITS
innovación tecnológica
restaurante cardioprotegido