La importancia del diagnóstico médico por imagen

diagnostico médico imagen
08 Noviembre 2021 Jorge Azpiri López*

El área de imagenología es una de las que más se está transformando de manera acelerada dentro del sector salud

Algunos de los grandes avances de la tecnología, incluyendo la medicina, se encuentran asociados a la industria militar, es así como el ultrasonido nace del sonar de submarinos, el endoscopio de instrumentos de avance para los marines, y de este modo, la cirugía robótica y los equipos de imagen diagnóstica compactos de baterías o “plug & play”, etc.

También es importante reconocer la alta adaptabilidad a los cambios de la industria y del entorno de la especialidad de imagen diagnóstica y de los médicos especialistas en ella, pues adicional a la rapidez del recambio tecnológico y al advenimiento de nuevas tecnologías, debemos enfrentarnos al interés de otras especialidades en “participar” de la imagen diagnóstica, como la cardiología, la obstetricia y la ortopedia – traumatología, encontrando generalmente una actitud conciliadora por parte de los especialistas en imagen diagnóstica para entender que especialistas adecuadamente entrenados pueden acceder de manera acotada a operar modalidades de esta noble rama.

La imagen diagnóstica es de tal importancia que cuando se planea la construcción de un hospital o la compra de él, uno de los principales servicios a evaluar es éste, pues en el buen diseño y operación del servicio está gran parte de la calidad diagnóstica de un hospital, que, en los actuales conceptos de calidad, es esencial para el adecuado desempeño médico, adicional a ser uno de los más rentables cuando es adecuadamente manejado.

El entrenamiento del especialista e imagen diagnóstica también ha sido sometido a grandes retos, esto secundario a la rapidez del recambio tecnológico, el advenimiento de nuevas tecnologías y otros cambios que hacen necesaria la adaptación rápida en una industria que se caracteriza por cambios lentos y su ortodoxia.

Aún recuerdo desplegados en el periódico desacreditando la resonancia magnética como método de imagen diagnóstica o a maestros negando la bondad del ultrasonido, simplemente porque no entendían la imagen.

También grandes enseñanzas de compañeros que me entrenaban comentándome que el mejor “radiólogo” no es el que más placas interpreta o estudios hace, sino el que más lee, o “los ojos no pueden ver lo que el cerebro desconoce”.

El especialista en imagen diagnóstica posee características que lo hacen de manera natural aspirar a posiciones administrativas en hospitales o sistemas de salud.

Adicional a las capacidades médicas diagnósticas, debemos manejar personal, administrar departamentos, comprar tecnología, relacionarse positivamente con el resto de las especialidades médicas y saber lo suficiente para ganar credibilidad con ellos, entre otras habilidades.

Concluyendo, encarando el futuro debemos aprovechar todas estas habilidades particulares del especialista en imagen diagnóstica para afrontar una tecnología militar creciendo a velocidad logarítmica, que lleva al advenimiento de tecnologías que impactarán de manera directa nuestra profesión, y no hablamos de la teleradiología, que ya se encuentra en nuestra práctica rutinaria, sino a “machine learning” e inteligencia artificial, llegando al “Singularity Moment” descrito como el momento en que la inteligencia artificial rebasa a la inteligencia humana, amenazando a todas las industrias altamente tecnificadas.

Creo que tenemos claro la manera en la que algunas empresas o industrias que no creyeron en los cambios que estaban ocurriendo, prácticamente desaparecieron, absorbidas por otras que lideraron el cambio, y es así que, teniendo toda la capacidad, actitud y conocimiento de la industria de la imagen diagnóstica, es que debemos anticipar y adaptarnos a esta ola, manteniéndonos en su cresta y mantenernos vigentes en la punta de lanza y transformando a la ciencia médica, y la calidad médica fundamentada en el adecuado diagnóstico.

 

*Director de Desarrollo y Expansión de TecSalud en TecSalud del Tecnológico de Monterrey. Médico Cirujano y Partero por la Universidad Autónoma de Nuevo León, con Especialidad en Radiología.  Ha sido Consejero, Director General, Director Médico, Director de Planeación y Director de Proyectos en los principales grupos hospitalarios del País. Es representante de TECSalud en el Centro de Respuesta COVID-19 ante el Gobierno de Nuevo León.  Líder del equipo de respuesta de  TECSalud y Tecnológico de Monterrey ante la pandemia del COVID-19.

Compartir

Notas relacionadas

Government Affairs
Los retos para construir el hospital del mañana
DIAGNÓSTICO DE ERC
hipertensión