Dispositivos de salud digitales impulsan la telemedicina y atención al paciente

dispositivos telemedicina
24 Febrero 2022 Alicia Rivera - Conexiones 365
[Foto de Tima Miroshnichenko en Pexels]

En la medicina digital, los nuevos dispositivos de salud portátiles han permitido llevar la atención médica hasta la ubicación del paciente para agilizar y mejorar el tratamiento médico. Smartphones y tablets son básicos para el avance del diagnóstico y la atención.

La tecnología inalámbrica de los nuevos dispositivos ayuda a impulsar la telemedicina, brindan información a los pacientes de información y lo transforman en un agente activo de su cuidado.

El Dr. Rafael Salgado Garciglia, profesor e investigador del Instituto de Investigaciones Químico Biológicas de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo, explicó que antes de la era digital, la presión arterial solamente se medía con un baumanómetro manual o con una dial circular de aguja; para la temperatura corporal se utilizaba un termómetro de mercurio y las radiografías se revelaban en películas fotográficas.

Estos dispositivos y otros más como los estetoscopios, otoscopios, rinoscopios y hasta el ultrasonido, han evolucionado gracias a los avances de las tecnologías de la información, innovando equipos o instrumentos digitales.

El especialista indicó que hoy podemos tener en casa muchos de estos instrumentos digitales y de manera fácil nos medimos la presión arterial, la temperatura y los niveles de glucosa. Con una aplicación en nuestro celular, sabemos cómo está el ritmo o frecuencia cardiaca, y hasta la actividad física que realizamos.

Las radiografías ya se logran en equipos digitales donde las imágenes son más claras y precisas, si se requiere su impresión, se hacen en acetatos o papel mediante láser; los equipos de ultrasonido para detectar anomalías en nuestros tejidos u órganos también se han actualizado, primero fueron en blanco y negro, después a color y ahora nos permiten visualizar en tercera o cuarta dimensión con movimiento.

El monitoreo, diagnóstico y cura de enfermedades con las herramientas digitales es una industria en auge con millones de dólares en inversiones para el diseño de servicios de hardware y software, telemedicina fija y móvil, aplicaciones móviles, y sensores de monitoreo remoto.

Dispositivos Médicos Ultramodernos

En la revista de divulgación “Saber Más” de la Universidad Michoacana (www.sabermas.umich.mx), el investigador señaló que actualmente se diseñan dispositivos con nanomateriales o softwares que los hacen funcionar con una mayor eficiencia.

Ahora los termómetros son simples tiras o parches que no solo miden la temperatura, sino que tienen un sensor que la monitorea y envía de manera automática a un teléfono celular, llevando el control de datos y alerta cuando hay una anomalía.

Igualmente, ya se comercializan aparatos que no solo miden, sino que controlan la respiración y la frecuencia cardíaca, con sensores que se colocan cerca de la cama o debajo de una almohada. La frecuencia cardiaca ahora también puede medirse con auriculares diseñados para alertar a pacientes con problemas cardiacos.

Microimplantes para el control de la función de órganos

Los microimplantes inalámbricos que ya han sido injertados en el cerebro, arterias y páncreas, se programan, controlan y recargan sin utilizar cables o cirugía.

En el cerebro funcionan como estimulación profunda, activando o desactivando pulsos eléctricos en las neuronas y se utilizan para tratar afecciones como Parkinson, dolor crónico, depresión, anorexia, trastornos del estado de ánimo y trastorno obsesivo compulsivo. En personas diabéticas se espera la implantación de estos microdispositivos que regulen la función del páncreas.

Salgado Garciglia, explicó que también se utilizan microcatéteres robóticos que se desplazan por arterias y hasta vasos sanguíneos para administrar agentes anticancerosos directamente en los tejidos u órganos afectados como riñones, hígado, intestinos, próstata, entre otros más.

Los más novedosos son los mini robots llamados nanobots o nanorobots de ADN cargados con trombina en el torrente sanguíneo que se dirigen a tejidos u órganos con cáncer. Al llegar, los nanobots detectan la presencia de células cancerosas y liberan la trombina, que inicia un proceso de coagulación para bloquear el flujo de sangre hacia el tumor y disminuir o cesar la división o proliferación de estas células. Se han diseñado nanobots cargados con fármacos que se dirigen a los órganos blanco para tratar diversas enfermedades.

Compartir

Notas relacionadas

parkinson
epilepsia
tomografía computarizada
neurocomputación